Seleccionar página

Si no valoras lo que tienes cerca…

siempre tendrás tu felicidad muy lejos

Nos cuesta valorar lo que tenemos cerca.

Lo repito, a riesgo de parecer insistente… es algo que no deja de sorprenderme, lo poco que valoramos lo que tenemos.  Y pienso en ello, una vez más, en un momento en el que solo puedo dar gracias por lo que tengo cerca.

La magia de TEDx

Escribo corriendo –es sábado– a contrarreloj, para entregar mi post semanal, esta semana ha sido imposible encontrar el tiempo antes, porque ha sido una locura… empecé la semana trabajando en Innovación en Madrid, con una consultora tecnológica de primerísimo nivel, con un grupo de profesionales extraordinario –mil gracias por vuestro trabajo, por compartir vuestro talento y por vuestro cariño, fueron unos días fantásticamente creativos–, y la terminé ayer con mi primera TEDx, en una jornada maravillosa de TEDxLleida, hablando de Innovación, dando mi particular mirada, ya la conoces: «La Innovación está en las personas».

Una suerte poder vivir la magia de TEDx

¡Qué día tan bonito!

Como ya sabes, Ted Talks es una plataforma de divulgación de contenidos creada para compartir –de forma global– conferencias sobre temas diversos, con ideas que se considera que son valiosas y que deben sercompartidas.

La idea surgió de Richard Saul Wurman en 1984 para mostrar todo lo que unía la tecnología, el entretenimiento y el diseño (iniciales que conforman el acrónimo TED). El año 2011, fue un punto de inflexión para la plataforma, en el que se convirtió en un fenómeno global, de la mano de Chris Anderson. En una entrevista, Anderson describía así el cambio: «Eran 800 personas juntándose una vez al año; ahora son un millón de personas viendo las charlas TED online cada día».

La tecnología, el entretenimiento y el diseño dejaron de ser los únicos temas para los contenidos y se amplió la temática a muchas otras disciplinas. Si una idea merece la pena ser difundida, encontrará su hueco en TED.

El formato de las conferencias es siempre el mismo: la duración máxima es de 18 minutos (la duración fue elegida porque el famoso discurso de Martin Luther King «I have a dream» duraba 17 minutos y 30 segundos). Están apoyadas por medios audiovisuales y son grabadas con varias cámaras. Los ponentes hablan de pie y solos en un escenario.

Las conferencias son difundidas de forma gratuita a través de Internet, tanto en la web de TED como en YouTube (superan los dos mil millones de visualizaciones en ambas).

La iniciativa TED tiene diversos programas que apoya, como TED Ed –para apoyar iniciativas en el mundo educativo– o como TEDxcon el espíritu de la misión de TED de difundir ideas que vale la pena compartir a las comunidades locales de todo el mundo.

Los eventos TEDx están organizados por personas voluntarias que buscan descubrir ideas y provocar conversaciones en su propia comunidad.

Y, la verdad, es que en TEDx Lleida se produjo ese diálogo y se generó un ambiente mágico de curiosidad y de compartir, por el que hay que felicitar a los organizadores muy sinceramente y a tod@ l@s asistentes por su implicación.

Por supuesto, compartiré mi participación –con mucha satisfacción– en cuanto esté disponible en internet.

Debo confesar que grabar una TEDx era algo que me hacía ilusión, que estaba entre mis objetivos a medio plazo, aunque, sinceramente, no para este año… Soy muy fan de las TED en todas sus versiones y, por ello, cuando me llamaron para invitarme a participar en TEDx Lleida, me hizo una ilusión enorme.

 

La experiencia ha sido mejor de lo que esperaba, porque además de participar en un evento fantástico, he tenido la suerte de poder conocer a algun@s de l@s asistentes –con l@s que compartimos mucho, mil gracias por vuestras palabras, me dan alas…–, he descubierto el talento de ponentes maravillosos –con los que mantendré el contacto, sin duda–, he podido compartir algo de tiempo con unos organizadores muy implicados –muchísimas gracias a MontseRicardJordiAlbertRogerAnna… sois geniales– y he tenido la suerte de tener el cariño de tod@s l@s que me habéis animado en este reto, con vuestros mensajes, llamadas y con la visita sorpresa de amig@s que vinieron expresamente a escucharme… ¡no se puede pedir más!

Qué suerte tener cerca a personas que te quieren, y que te lo demuestran. No podía sentirme más feliz… mil gracias, Gemma, por venir desde Tarragona y llenarme de tu energía, mil gracias Sergi, por venir desde Girona para compartir esa tarde de TEDx… la cena con vosotros y con Rubén fue el broche perfecto de la jornada.

CERCA

Valorar lo que tienes cerca…

Tener amig@s así es una suerte que hay que valorar.

Y es que resulta que l@s amig@s tienen mucho que ver con nuestra felicidad… y me recuerda la lección de un profesor de Harvard que ha analizado, durante muchos años, qué nos hace felices y que ya comenté en una anterior ocasión.

Uno de los estudios más extensos que se han desarrollado sobre felicidad, un trabajo de la Universidad de Harvard denominado Estudio sobre Desarrollo Adulto, arrancó en 1938 haciendo el seguimiento de 700 personas, acompañándoles a lo largo de su vida, monitoreando su estado mental, físico y emocional. La investigación continúa todavía con más de mil hombres y mujeres, hij@s de los participantes originales. El actual director del estudio, el cuarto desde su inicio, es el psiquiatra estadounidense Robert Waldinger, y explica este trabajo en una de las TEDx más vistas en todo el mundo:

El profesor Waldinger explica en el vídeo la metodología que han seguido en el estudio, así como sus principales conclusiones.

Los resultados sobre qué nos hace felices no tienen mucho que ver con riqueza, fama o trabajo, el mensaje más claro del estudio es que las relaciones de calidad nos hacen más felices y saludables, y destaca tres aspectos fundamentales de las relaciones:

1

Las conexiones sociales nos hacen bien, y la soledad mata. Las personas con más vínculos sociales –familia, amigos, comunidad…– son más felices, más sanos y viven más años. La soledad resulta tóxica y destaca que una persona puede estar sola entre una multitud o en su matrimonio, por lo que la segunda conclusión del estudio señala que:

2

Lo importante no es el número de amigos que tengas, o de si tienes una relación o no… lo importante es la calidad de tus relaciones más cercanas.

Vivir en medio del conflicto es realmente perjudicial para la salud, por lo que señala como ejemplo que vivir en un matrimonio conflictivo puede ser mucho peor que un divorcio.

Tener relaciones sanas da protección. Cuando quisieron predecir qué personas serían ancianos felices encontraron que el factor predictivo principal no era la salud, el nivel de renta o el colesterol… sino el grado de satisfacción en sus relaciones, las personas más satisfechas en sus relaciones a los 50 años, fueron las más saludables a los 80 años.

3

Las buenas relaciones no solo protegen al cuerpo, sino que protegen también el cerebro y ayudan a mantener una mejor memoria con el paso del tiempo.

El profesor Waldinger termina con una reflexión: si es algo lógico que mantener relaciones de calidad mejora nuestra vida… ¿por qué no lo hacemos? Probablemente, porque buscamos fórmulas fáciles e inmediatas para las cosas, y las relaciones son complicadas, y cuidar a la familia o a los amigos puede no parecer glamuroso o atractivo, puede parecer vulgar…

Tal y como afirma el profesor Waldinger, se pueden extraer muchas conclusiones de este estudio, pero la fundamental es que lo importante para mantenernos felices y saludables a lo largo de la vida es la calidad de nuestras relaciones.

Tener cerca a amig@s con los que compartir lo bonito que te regala la vida no tiene precio.

Valora lo que tienes cerca,

es un método infalible de felicidad.

Si no valoras lo que tiene cerca… siempre tendrás tu felicidad muy lejos.

A un milímetro de ti

La canción de hoy, muy de cerca… me llegó por whatsapp, de mi DJ favorito, gracias otra vez…

Te propongo cuatro planes para averiguar…

nuestra historia que está por venir

Te propongo cuatro planes para averiguar…

que tú eres la letra de mi melodía…

 

Artículo publicado en INED21